Siete de cada diez españoles tienen previsto adquirir algún dispositivo de domótica próximamente

ManoMano.es ha realizado un estudio entre sus usuarios para responder a estas preguntas y conocer el grado de implantación de la domótica en los hogares españoles. Según el estudio realizado por este marketplace especializado en bricolaje y jardinería, la mayoría de dispositivos de domótica de los que dispone un español en casa son, en su mayoría, sistemas de seguridad, especialmente de videovigilancia. Sin embargo, siete de cada diez encuestados, la mayoría de ellos jóvenes de entre 25 y 34 años, prevén equiparse en un futuro de otros dispositivos de domótica.

Adquisición de dispositivos domóticos
En las primeras semanas de este año, el gasto medio en este tipo de productos se ha disparado hasta los 100 euros.

Los españoles se están adaptando cada vez más y mejor a los avances tecnológicos. De hecho, según datos del marketplace, la cesta media de productos de domótica ha aumentado considerablemente en los últimos tres años. En 2015 era de 40 euros, y en 2017 alcanzó los 75. En las primeras semanas de este año, el gasto medio en este tipo de productos se ha disparado hasta los 100 euros.

Los jóvenes que empiezan a tener cierto poder adquisitivo son los que más se interesan por este tipo de tecnologías. De hecho, la mayoría de interesados en productos de domótica se sitúan en dos franjas de edad: la de 25 a 34 años, y la de 35 a 44. Entre las dos suman el 65% de los usuarios de ManoMano.es que visitan su apartado de domótica. En cambio, los usuarios de 65 años son los que cuentan con una representación más pequeña: solo el 3%.

Equipamiento de domótica en los hogares

Los jóvenes de 25 a 34 años son los que disponen de un mayor equipamiento en domótica en su casa, mientras que en el resto edades apenas disponen de ellos. Sin embargo, el marketplace ha detectado un pico entre los mayores de 65 años, lo que se explica porque la domótica les permite controlar en remoto cualquier sistema de su casa, lo que les hace más fácil la realización de ciertas tareas.

Si se les pregunta si les gustaría controlar toda su casa a través de un teléfono móvil, la gran mayoría de encuestados da una respuesta afirmativa. Hay que destacar que aquí las respuestas son inversamente proporcionales a la edad. Es decir, el 100% de los usuarios de la franja más joven (18-24) afirma que sí, mientras que a medida que la edad aumenta, la curva baja.

A más edad, menos interés por la domótica, y esto se debe a diferentes motivos, según ManoMano: mientras los jóvenes ven una tecnología innovadora que facilita nuestra rutina, hay cierta desconfianza en ella a medida que la edad aumenta.

Dispositivos domóticos más demandados

Aunque el 80% responde que cree que es una tecnología segura, sigue habiendo cierta preocupación por el uso de los datos. Esto constata la desconfianza que tienen los españoles en según qué plataformas o sistemas, y el miedo a ataques informáticos o hackeos. La segunda preocupación son los fallos técnicos, algo que el propio usuario no puede controlar. El precio es otro hándicap para los españoles a la hora de implantar la domótica, y aquí no hay diferencias entre edades: un 75% de los encuestados considera que tener un sistema de domótica es caro.

A los jóvenes de 25 a 34 años, y a los de 35 a 44, les gustaría disponer de sistemas que controlaran la calefacción, la luz y, principalmente, poder ahorrar y cuidar el medioambiente. La franja de 45-64 se decanta más por tener una casa completamente segura a través de sistemas de vigilancia, cerraduras automáticas, etc. Y finalmente, los mayores de 65 años están interesados en la accesibilidad en puertas y ventanas automáticas e inteligentes, cerraduras etc.

FUENTE: CasaDomo